Deducciones fiscales por instalación de placas solares en Mallorca

5 claves para no dejar escapar tu deducción en el IRPF

Te puedes beneficiar de una deducción fiscal aplicada en el IRPF en tu próxima declaración de la renta, te contamos los detalles.

Cuantía de la deducción

En la «Ley 10/2022, de 14 de junio, de medidas urgentes para impulsar la actividad de rehabilitación edificatoria en el contexto del Plan de Recuperación, Transformación y Resilencia (PRTR)» encontramos dos modalidades:

  • Deducción del 40% por actuaciones que reduzcan un 30% el consumo de energía primaria no renovable, o por actuaciones que alcancen las letras «A» o «B» en el Certificado de Eficiencia Energética del Edificio de la vivienda habitual, hasta un máximo de 7.500 euros por vivienda.
 
  • Deducción del 60% por actuaciones que reduzcan un 30% el consumo de energía primaria no renovable, o por actuaciones que alcancen las letras «A» o «B» en la calificación energética en edificios residenciales, hasta un máximo de 15.000 euros por vivienda.

Por lo tanto, nos podremos deducir el 40% o el 60% del coste de la instalación que no haya sido anteriormente subvencionado.

¿Qué significa el concepto energía primaria?

En nuestras facturas de la luz aparece el consumo eléctrico de nuestros hogares en kWh, el dispositivo encargado de hacer esa lectura es lo que comúnmente denominamos contador. 

Lo que está realizando es una medida directa de la potencia eléctrica que entra en nuestro hogar, si integramos (sumamos) la potencia en cada instante de tiempo obtendremos la energía consumida. A esta energía la llamamos «energía final».

Pero, desafortunadamente para el medioambiente y la cuenta de resultados de los compañías eléctricas, para que a nuestra vivienda lleguen 100kWh en la central eléctrica se ha tenido que generar mucha más energía. Esto se debe fundamentalmente a dos factores:

  • Pérdidas dentro de la propia central eléctrica.
  • Pérdidas durante el transporte y distribución de la energía eléctrica.

Aquí entra en juego el concepto de «energía primaria», que se define como la cantidad de energía que necesitamos generar para que llegue al punto de consumo 1 unidad de «energía final».

¿Conversión entre "energía primaria" y "energía final"?

El Gobierno de España se encarga de realizar el cálculo y publicar los resultados, si tienes ganas de profundizar más te invito a hacerlo a través del siguiente artículo.

En la siguiente tabla encontramos los diferentes coeficientes que podemos aplicar en función del punto geográfico en que nos encontremos.

En el caso de Mallorca (sería el mismo para todas les Illes Balears) tenemos los siguientes coeficientes:

  • kWh E.Primaria renovable/kWh E.Final = 0,082
  • kWh E.Primaria no renovable/kWh E.Final = 2,968
  • kWh E.Primaria total/kWh E.Final = 3,049

Esto significa que por cada 1 kWh consumido como «energía final», la «energía primaria» que se ha generado es la siguiente:
  • 0,082 kWh de energía renovable
  • 2,968 kWh de energía no renovable
  • 3,049 kWh en total

No deja de ser sorprendente lo poco eficiente que es el sistema en su conjunto y la conclusión es muy reveladora…

Tabla que muestra los coeficientes entre la energía final y la energía primaria renovable y la no renovable

Por cada 1kWh que producimos en nuestra instalación fotovoltaica de autoconsumo dejamos de generar 3kWh mediante fuentes de energía no renovables.

Justificación deducción fiscal por autoconsumo

Ahora que conocemos el concepto desde un punto de vista teórico, vamos a ver cómo podemos justificar ante la administración que nuestra instalación fotovoltaica reduce el consumo de «energía primaria de origen no renovable».

Esto se realiza mediante los certificados de eficiencia energética debidamente elaborados y tramitados por un profesional competente en la materia.

Para evaluar el impacto requerimos dos certificados, uno antes de la instalación de nuestro autoconsumo fotovoltaico y otro después de la instalación.

Imagen del certificado de eficiencia energética con generación fotovoltaica

Ejemplo impacto autoconsumo sobre el certificado de eficiencia energética

Hemos realizado 2 certificados de eficiencia energética sobre la misma vivienda, uno de ellos sin instalación de autoconsumo y en otro con instalación de autoconsumo capaz de generar 4.000kWh anuales, esto sería el equivalente a la producción de aproximadamente 6 placas fotovoltaicas de 400Wp cada una.

Imagen del certificado de eficiencia energética sin generación fotovoltaica

En el caso de una vivienda sin instalación de autoconsumo, el certificado de eficiencia energética nos indica que nuestro consumo de «energía primaria no renovable» es de 209kWh/m2 al año.

Imagen del certificado de eficiencia energética con generación fotovoltaica

Por contra, en el caso de nuestra vivienda con un autoconsumo capaz de generar 4.000kWh anuales, la cantidad de «energía primaria no renovable» que consumimos es de solo 115,4kWh/m2 al año.

Por lo tanto, hemos conseguido pasar de una producción de 209kWh/m2 a una producción de 115,5kWh/m2. Esto supone una reducción porcentual del 45%.

Por lo tanto, hemos conseguido pasar de una producción de 209kWh/m2 a una producción de 115,5kWh/m2. Esto supone una reducción porcentual del 45%.

Geneba Renovables te ayuda a conseguir tu deducción fiscal

Vamos a gestionar el proyecto desde principio a fin, asegurando que los certificados de eficiencia energética se elaboran y tramitan en tiempo y forma.

Y esto último no es una frase vacía de significado, los tiempos son importantes si queremos que nuestro certificado sirva como justificante para solicitar la deducción fiscal.

 

2 comentarios